Verdades y Rumores| Diario Digital de Interpretación y Opinion

DE INTERÉS

¡VENEZUELA! La corrupción que carcome al gobierno interino y Voluntad Popular (PARTE II)

MIRADOR INFORMATIVO|El Padre Virtuoso le habla claro a la oposición venezolana

¡CRISIS EN EEUU! Esta semana en #CONTRASTES, Darwin Chávez conversa con Antonio de la Cruz

VERDADES Y RUMORES|Maduro con más poder y Diosdado muy vigilado

EDUARDO ESPINA|Virus pa vergatario

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on email
Email
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram

En diciembre del 2019 en Maracaibo se leía en las noticias y en redes sociales, que sucedía algo en China que refería a un virus extraño y nuevo que causaba preocupación en ese país, sin sarcasmo dada la importancia y la seriedad del momento que se vive, pero que para nosotros estaba como lejano y en medio de la ignorancia científica se desconocía o más bien no había el interés de dar seguimiento a este hecho que marcaría un nuevo rumbo y nuevas realidades a nivel mundial.

Cuando ya nos dimos cuenta estábamos enfrentando una pandemia, aunque por la poca interacción de Venezuela con el exterior se veía como un camino seguro de imposibilidad o al menos una mínima intrusión de este virus en nuestro país. Sin embargo, pasado el tiempo explota de manera rápida e incontrolable esta pandemia en Latinoamérica y muy especialmente es Suramérica afectando la ya muy deteriorada economía sureña, produciendo el aniquilamiento de muchos sueños que se tenían con la migración de venezolanos que salieron del país en busca de nuevas oportunidades y que debieron retornar a nuestra tierras nuevamente, con los problemas que habían dejado y los nuevos. En este sentido y dada la exposición de la pandemia no era nada difícil de descartar que estos, nuestros connacionales llegaran con este virus manifiesto o no, como seguros portadores y medios de contagios dada la alta capacidad de transferencia que el COVID-19 posee.

La historia hasta el día de hoy ya es conocida, un crecimiento de contagios comunitarios que según el gobierno nacional y regional culpan a esta denominada oleada de retorno a la patria, lo que llama la atención es que se pudo observar a las autoridades de los estados con fronteras donde los crecimientos de contagios son enormes y preocupantes como Colombia y muy especialmente Brasil que por alguna razón, y solo a esos países incumbe, el virus ha tomado el control y causa graves problemas a los ciudadanos y a los países vecinos, pero era destacable como se buscaba de cualquier forma que las personas entraran por los puntos de control y evitaran su acceso por las denominada trochas, por demás milenarias y usadas según la historia de estas por grupos insurgentes o por personas con temas legales pendientes en ambos lados, podemos decir hoy que el virus pasará a esa historia de tiempo dentro de las llamadas trochas, pero lo que hay que resaltar es el trabajo que podemos decir mediático, político o de vendernos como adalid de la defensa de nuestra patria en esas zonas, en la frontera norte del Zulia eso no se observaba, con el conocimiento de todos por siempre de la alta tasa de movilidad que la misma tiene, me refiero a la denominada frontera como la Raya, esta como sabemos también cuenta con sus trochas que hoy también las usa el virus.

Pero, ¿Qué paso? nos preguntamos los zulianos que de pronto nos hemos convertido en un gran foco de contagio cobrando importantes vidas relativamente jóvenes en edades entre los 43 a 58 años, si seguramente con algunos temas de salud que con lo agresivo del COVID-19 sucumbieron y terminaron falleciendo. En medio de esta sorpresa y con el importante impacto económico que esto trae al estado por el alto número de empleos que refieren a una economía del día a día, en nuestra región referidos como buhoneros, resultó que según las autoridades el responsable es el Mercado Las Pulgas, aunque seguimos preguntándonos como marabinos, como sucedió todo este explosivo brote, nos auto contestamos que definitivamente existió, otros dicen que aún existen, de manera silenciada y cómplice, pagos para poder pasar por la Raya para no pasar por los puntos de control por que la mayoría de estos son los que mueven la mercancía diariamente entre ambas fronteras y serían los portadores que han provocado la pandemia en nuestra ciudad y estados vecinos,  inclusive, no entendemos si es para justificar los injustificable hablamos de un virus o sepa del VIRUS AGRESIVO, en nuestras expresiones coloquiales diríamos que es un VIRUS VERGATARIO.

Así vemos hoy los zulianos la vida afectada seriamente por este tan agresivo virus, no sabemos si es para desviar la verdadera razón que seguro está en el acceso sin control sanitario a través de nuestra frontera con Colombia, que como lo comentamos surge del pago para el tránsito sin control.

Para culminar y no por menos grave se nos había anunciado que los hospitales centinelas anunciado en la región ya estarían preparados para afrontar dicha pandemia y sin embargo vemos con preocupación y con extraña publicidad política que se están HOY arreglando, estos hospitales que ya según estaban listo, por supuesto y como era de esperarse aparecen nuevos hospitales públicos y refuerzos con el sector privado movido por la exposición de la pandemia, como zuliano solo queda seguir aferrado a nuestra eterna patrona LA VIRGEN DE LA CHINITA para que de alguna manera nos proteja y de luz a cada uno de nosotros para evitar caer en manos de este VIRUS VERGATARIO.

 

@edespina|Empresario|Profesor universitario

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

ACEPTAR TODAS LAS COOKIES    Más información
Privacidad