Verdades y Rumores| Diario Digital de Interpretación y Opinion

DE INTERÉS

ENDER ARENAS|Llegó la gasolina… se acabó la gasolina

¡POLÉMICO! En #CONTRASTES, Darwin Chávez conversa con Gustavo Ruiz sobre el fracaso de Juan Guaidó

CAIGA QUIEN CAIGA|Sin liderazgo no es posible

MARLON JIMÉNEZ ¿Con qué cara?

MARLON JIMÉNEZ|El comunismo y la gaita protesta

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on email
Email
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram

La gaita, expresión fidedigna de la cultura y tradición del zuliano y del marabino en particular, pero con trascendencia nacional, no ha escapado ni escapará jamás de los designios de los gobernantes de turno. Desde sus propios inicios, la gaita protesta, es la razón ineluctable e inequívoca del desarrollo de la gaita en sí misma. No hay espacio concebible en la “cultura gaitera” que ésta no sea displicente y combativa contra la barbarie y de mucha racionalidad en la interpretación justa, libre y axiológica del principio de la “primacía de la realidad”, que domina la interacción del hombre en su entorno político, económico, social, cultural, religioso, ético y ambiental.

La gaita protesta es una manifestación histórica del pueblo zuliano contra las inequidades cometidas por los gobiernos (indistintamente de su condición ideológica) contra ese pueblo de a pie; es decir, contra la mayoría de la población. En sus inicios (según historiadores) se realizaban espontáneamente, sin ninguna limitación o restricción, inclusive contra el poder imperante en la época colonial. La gaita protesta no ha dejado pasar “por debajo de la mesa”, los errores u omisiones del poder central, regional o municipal, sobre todo cuando afectan al Estado Zulia y a su gente.

En Venezuela, la gaita protesta recuperó su énfasis de utilidad pública (denuncia de los problemas) desde los inicios de la democracia nacida el 23 de Enero de 1958; esa que los comunistas del régimen de turno han mal llamado la IV República, para diferenciarse del pasado, pero es ese “pasado”, precisamente, quien le pasa factura por la gestión macabra y anti venezolana que han realizado en los últimos 20 años; que se manifiesta, además del hambre, la miseria y la muerte, en la pérdida de las libertades ciudadanas, entre ellas, la libertad de expresión y donde el pueblo muy sabiamente afirma: “en la IV éramos felices y no lo sabíamos”.

La GREY ZULIANA, no sólo es considerada como el segundo himno del Estado Zulia de forma unánime por la sociedad zuliana, sino que es la gaita protesta por excelencia, y con mucha más fortaleza en la realidad actual por la hecatombe que el comunismo (con toda la intención de control social) realiza en nuestro país y  que en el Zulia se ha triplicado. Esta gaita del “monumental” Ricardo Aguirre, grabada en 1968, ha trascendido las décadas como un estandarte de los reclamos de los zulianos para sus gobernantes; como lo dijo el periodista Ángel Mendoza, es “himno, declaración preclara de presente, inimaginado decreto clarividente de futuro.

Madre mía, si el gobierno/ no ayuda al pueblo zuliano,/ tendréis que meter la mano/ y mandarlo pa’l infierno. Tamaña realidad ese verso, como lo es toda la gaita, que ensordece a los comunistas.

Sobre la GREY ZULIANA y la gaita protesta en general (por ej. Maracaibo marginada; Gracias, Sr gobierno, Aló Presidente aló, un ojo dimos) pronto se hará público un estudio de opinión e investigación, realizado con rigurosidad y sin sesgo político (el pueblo se quedará perplejo); le adelanto esta pequeña perla, que nos dice: analizada y grabada la producción de 20 programas de gaita de Maracaibo y 5 de la COL, en el horario de 10a.m a 2p.m, desde el 1-05 al 30-09 de 2020, nunca se colocó al aire este 2do himno del Zulia ni ninguna otra gaita de protesta. El comunismo la silenció. La gaita protesta, la gaita genuina, fallece lánguidamente.

El comunismo, es enemigo TOTAL de las libertades; les coloca un bozal (a quienes se deje) de arepa y si no lo aceptan lo meten en un calabozo. Si analizamos los resultados de los festivales de gaitas (compositores) organizados por la Gobernación y las Alcaldías de Maracaibo y San Francisco, nos damos cuenta del contubernio existente entre el gobierno y los compositores para callarlos. Ofrecen premios en “miles” de dólares (prohibido por el propio gobierno) por las mejores “composiciones” y los temas solicitados son totalmente alejados de la realidad, como si viviéramos en Narnia. ¿Quiénes ganaron? (revisen las listas para que lo comprueben, en las listas repiten muchos de ellos), los mismos de siempre: los Aguirre, los Bermúdez; los Romero; los Indriago; los Borjas, los Portillo, los Márquez; es decir, los mismos de siempre; esos que ahora no escriben para el pueblo, sino para el comunismo y para sus bolsillos (Voy de verso: entre  dinero y honor, el dinero es lo mejor). No critico a los ganadores, son buenos compositores, pero callan y se “unen” a la ideología que los silencia. Invitan a participar a toda la población y los ganadores son los mismos. Eso es una Burla. ¿Hay carencia de nuevos talentos? No lo creo; en el Zulia hay talento musical, hasta para regalar.  ¿Las mujeres no figuraron, fueron excluidas, no tienen talento para componer?, Ninguna aparece ni de suplente y bastante talento hay en existencia.

La gaita no ha muerto/ ni morirá/ los que dicen que murió/ dejan de ser zulianos ya/ no veneran a la china/ virgen de Chiquinquirá/ la gaita no ha muerto ni morirá.

Estimado Lector, si se acaba la gaita protesta como ocurre, ¿murió la gaita? ¿Triunfó el comunismo?, Ud. tiene la última palabra.

 

 

@marjimgar|Profesor universitario|[email protected]

¡SUSCRÍBETE A NUESTRO CANAL DE YOUTUBE!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

ACEPTAR TODAS LAS COOKIES    Más información
Privacidad