Verdades y Rumores| Diario Digital de Interpretación y Opinion

DE INTERÉS

ANÁLISIS PAÍS|Una nueva fractura afecta a la oposición venezolana

NOTAS LIBERTARIAS|Ley o garrote

SIN ANESTESIA|Jugando con la esperanza

SÍNTESIS DEPORTIVA|Se complican las eliminatorias para la Vinotinto

EDITORIAL|Venezuela, pandemia y tragedia

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on email
Email
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram

No había que ser experto, ni adivino, para llegar a la conclusión desde comienzos de este año, que Venezuela era el país peor preparado del continente para atender la pandemia por Covid-19.

Inclusive, quizás estamos en los puestos principales del listado mundial de naciones con el más alto riesgo ante una emergencia, que ya superó la capacidad y preparación de sistemas sanitarios de primer nivel como, por ejemplo, España e Italia.

Pero no solo se trata de las secuelas de más de 20 años de destrucción chavista del sistema público de salud y el acoso para el sector privado de atención médica, sino de la mentira con la cual siempre el chavismo maneja sus políticas públicas.

En este caso no podía ser distinto y siguen ocultando información, con el fin de proteger su imagen e intereses políticos que siempre están por encima de las verdaderas prioridades del pueblo.

¿Quiere medir el tamaño de la mentira?

Comparemos lo que hace el oficialismo en Venezuela, con las acciones que emprenden en Chile, uno de los países latinoamericanos más afectados por la pandemia.

Mientras en Venezuela solo se procesan los exámenes PCR en el Instituto Nacional de Higiene “Rafael Rangel” ubicado en Caracas, en Chile hay más de 18 laboratorios a nivel nacional.

Además, mientras que, en mayo de 2020, según un informe de la ONU Venezuela solo había realizado 16.577 pruebas PCR durante el tiempo de contingencia, en Chile a diario se procesan entre 10 mil y 18 mil exámenes PCR.

¿Entienden la dimensión del riesgo que se vive en Venezuela?

A pesar de todo eso, el régimen sigue mintiendo.

El problema para ellos es que la crisis se les salió de las manos en el estado Zulia y amenaza con extenderse rápidamente por el resto del territorio nacional.

Ante ese peligro inminente están habilitando grandes espacios en Maracaibo como el Palacio de Eventos, una de las sedes del desaparecido Makro, la Biblioteca Maria Calcaño y cualquier lugar que permita recluir pacientes con coronavirus, para evitar repetir las escenas de Guayaquil en Ecuador, donde mucha gente murió en las calles.

Las cosas comienzan a ponerse muy feas en Venezuela, a pesar de que aún faltan meses para llegar al peak de la pandemia.

Esta emergencia amenaza con convertirse en una tragedia de enormes proporciones.

Y mientras tanto, Maduro y el resto de los integrantes del chavismo siguen mintiendo.

 

@VerdadesRumores

 

ACEPTAR TODAS LAS COOKIES    Más información
Privacidad