Verdades y Rumores| Diario Digital de Interpretación y Opinion

DE INTERÉS

SAINETE EN CÁPSULAS|En la búsqueda de un pueblo para la libertad

ANÁLISIS PAÍS|Una nueva fractura afecta a la oposición venezolana

NOTAS LIBERTARIAS|Ley o garrote

SIN ANESTESIA|Jugando con la esperanza

MARLON JIMÉNEZ|Repudio total a la FANB

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on email
Email
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram

Todo ha indicado en estos veinte años del régimen comunista, ciertamente, que la FANB (nombre inconstitucional, sólo propagandístico) ha estado al lado y a la defensa de los intereses, no de la patria ni de todos los venezolanos, sino en atención a aspectos ideológicos impuestos por los dictadores y asesinos de Cuba y ejecutado, en una primera instancia, por el ´´comandante eternamente enterrado´´ y luego por el engendro heredero y el pro-fidelista Padrino López.

La FAN, no la FANB antes de la llegada de este mamotreto revolucionario, tenía un alto respaldo nacional, que giraba entre el 60% y 70%, solo estaba por encima de ella la iglesia católica. Hoy, en la realidad actual, según las últimas encuestas, hasta las financiadas por el régimen; la FANB tiene apenas un 6% de aceptación como institución del Estado, siendo la más baja del continente, donde ésta gira entre un promedio de 70% y 80%. Lo peor, es que en la misma encuesta un 74% de los consultados no creen que los militares venezolanos puedan resolver los problemas del país; una sencilla razón para ello, es que no es un componente preparado, profesional y científicamente para tal rol.

Los venezolanos, sin ninguna duda, han perdido la confianza en la FANB; en primer lugar, por su abierto y frontal desacato a la CN, en sus art. 328, 329 y 330; es decir, están al servicio exclusivo del régimen comunista y de la parcialidad política e ideológica que los agrupa; no cumplen con su responsabilidad esencial de la planificación, ejecución y control de las operaciones militares y mucho menos en el mantenimiento del orden interno del país; son fieles, protectores y consecuentes con los asesinos denominados “colectivos” y los aúpan a dispararle a las personas que salen a las calles a manifestar su rechazo absoluto al régimen y al engendro que lo dirige y para colmo de males participan en actos de propaganda, militancia o proselitismo político.

En segundo lugar, la FANB ejerce actividades gubernamentales, donde muchos de sus integrantes están incursos en gravísimos hechos de corrupción; también son acusados por delitos de lesa humanidad por irrespeto a los DDHH, por narcotráfico, por contrabando, por terrorismo por el apoyo a la FARC, al ELN, al HEZBOLLAH, entre otros; muchos miembros del alto mando militar, están solicitados por la justicia internacional, con recompensa incluida (10 millones de $) y pare Ud de contar. Cuando próximamente el régimen comunista salga del poder, se conocerá en detalle la gravedad de los hechos causados por la FANB y de civiles en el desmadre del país. Ese pueblo, que el Ministro de la Defensa dice, acompaña a la FANB no existe; por el contrario, ese pueblo constituye un 90% opositor y un 78.65% apoya a Guaidó

Los hechos acaecidos por la represión feroz contra el pueblo, contra los partidos políticos, contra la iglesia, contra las instituciones democráticas del país; las detenciones arbitrarias ejecutadas contra ese mismo pueblo,  va a causar que la FANB alcance la cifra irrisoria de respaldo que tiene Diablodado Cabello, que es de 1%; lo digo, porque se ha señalado a ese señor, como supuesto, líder supremo de la FANB y quien en verdad es el auténtico, de hecho, más no de derecho, comandante en jefe, por encima del engendro.

Qué triste papel el del alto mando militar, están cavando su propia tumba; tendrán mucho dinero acumulado, producto de actos ilícitos, en cuentas internacionales y mucho poder en la esfera política nacional, pero, de la cárcel no se salvan. Apoyan a un dictadorzuelo, que recibe órdenes de Cuba; cumplen sus órdenes de asesinar a quienes en la calle protestan para hacer respetar la CN y ese alto costo de violación y omisión a la CN, a la cual juraron defender, hasta con su propia vida, es la soga en el cuello, que los ahogará cada vez que atentan contra los DDHH. Obedecer órdenes, no es una excusa para usar las armas de la república contra su pueblo; nuestro Libertador Simón Bolívar manifestó: MALDITO EL SOLDADO QUE USE LAS ARMAS DE LA REPÚBLICA CONTRA SU PUEBLO. Profesor Universitario

Profesor universitario|[email protected]

 

ACEPTAR TODAS LAS COOKIES    Más información
Privacidad