Verdades y Rumores| Diario Digital de Interpretación y Opinion

DE INTERÉS

ADOLFO HERNÁNDEZ ¿Cuál bloqueo?

VERDADES Y RUMORES ¿Se desploma el interinato de Juan Guaidó?

ANTONIO DE LA CRUZ|Lecturas del triunfo de Arce en Bolivia

SAINETE EN CÁPSULAS|En la búsqueda de un pueblo para la libertad

¡CONFLICTO! EEUU contra Irán… y Venezuela en el medio

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on email
Email
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram

Cinco tanqueros iraníes, supuestamente con cargamentos de combustible, están a punto de llegar a Venezuela, lo que abre otro frente no solo en el conflicto de EEUU con el chavismo, sino de Irán con Estados Unidos.

Eso en tiempos normales no sería ningún problema, pero en este momento se parece más a un fósforo encendido que se acerca a un bidón con una sustancia inflamable.

Es una clara provocación o prueba para medir las intenciones de EEUU de sacar al oficialismo del poder.

¿Qué ocurrirá?

Podría haber consecuencias inmediatas y otras a más corto plazo. En todo caso eso no pasará desapercibido, porque traerá secuelas.

Este domingo 24 podríamos comenzar a salir de dudas.

El inflamable asunto lo analizamos en Área Privada de Verdades y Rumores

 

NOTA: Con el fin de apoyar a los venezolanos en el acceso a información y análisis de calidad, en el marco de la emergencia por coronavirus hemos decidido en Verdades y Rumores, abrir temporalmente el acceso a la sección Área Privada.

 

Las razones de la alianza

Esta es una alianza bien particular.

No son países vecinos, no comparten ni de cerca la misma religión y ni siquiera tienen el mismo sistema político, aunque en ambos hay rasgos muy fuertes de autoritarismo.

Pero hay dos razones que han sido fundamentales para esa repentina unión, que amenaza con alterar la paz regional.

La primera, ambas son naciones que están sancionadas por EEUU. En el caso venezolano por narcoterrorismo, violaciones a los Derechos Humanos, corrupción y otras barbaridades muy dignas del chavismo.

En el caso de Irán está calificado como Estado que “promueve el terrorismo” por su clara participación en la creación, organización, financiamiento y dotación de armamento a uno de los grupos terroristas más importantes del mundo como Hezbollah, pero además por su programa nuclear que tiene poco de pacifico, pero si mucho de bélico.

Pero, además, ambos regímenes están enfrentados con EEUU y necesitan avivar su conflicto con este país. En el caso de Maduro para sobrevivir y en el caso iraní para mantener su posición de fuerza en una zona tan inestable como el Medio Oriente.

Por eso se unen. El objetivo principal es enfrentarse a Estados Unidos, aunque además haya otros objetivos colaterales de importancia.

¿Cómo lo harán?

Tratando de convertir a Venezuela en el centro de operaciones de Irán en América, lo que para nada le conviene a la administración de Donald Trump.

Letras grandes y letras pequeñas

Los dos objetivos públicos de la alianza son la recuperación de la industria petrolera, sobre todo las refinerías, pero ahora se suma aliviar la escasez de gasolina en Venezuela.

En el primer objetivo, es complicada la recuperación porque la tecnología que usan las refinerías en Venezuela es norteamericana, que dudamos esté al alcance de los especialistas iraníes.

Pero además en el segundo hay un pequeño detalle que ha pasado algo desapercibido y es que Irán tiene dificultades para satisfacer las necesidades de su mercado interno, ya que desde noviembre mantiene un racionamiento de gasolina para su población, por lo que su aporte para la escasez venezolana no es de largo alcance.

En ambos casos, a Irán le conviene hacer negocios con Maduro ya que está recibiendo oro como pago por sus “favores”, lo que es una bendición cuando la economía de la nación persa sufre por los efectos de las sanciones que limitan su capacidad de comercializar petróleo, tal como lo advirtió Michael Kozak, subsecretario de Estado para Asuntos del Hemisferio Occidental de la administración Trump.

El mayor peligro está en las letras pequeñas de la alianza.

Ahí se esconde la verdadera intención del acuerdo. Irán necesita el uranio que abunda en algunas zonas de Venezuela, para usarlo en su programa nuclear, lo que por supuesto es una evasión de las sanciones internacionales.

Pero además está el enorme interés iraní para acercar su conflicto con EEUU a las fronteras de esa nación, lo que le permite aumentar la trascendencia de la alianza, porque quieren convertir a Venezuela en su base de operaciones para América, lo que internacionaliza aún más su conflicto con los gringos.

De ahí la denuncia que hizo Iván Simonovis, sobre la construcción por parte iraní de un centro de vigilancia y espionaje electrónico en Cabo San Román.

Provocación y medición

La intención detrás del envío de los cinco tanqueros con gasolina, a Venezuela, va más allá de paliar la severa escasez de gasolina que padece el pueblo venezolano.

Una señal de cuáles son los reales motivos, la dio el ministro de Defensa de Irán, general Amir Hatami, cuando advirtió de severas consecuencias si EEUU actuaba contra los tanqueros en camino a Venezuela.

¿Es una provocación?

Pareciera que sí.

¿Quieren medir la determinación e intenciones de Donald Trump de acorralar al chavismo?

También es posible.

Hay un detalle que es importante para entender ambas intenciones: el primero de los tanqueros que debe llegar a Venezuela el domingo 24 tiene su señal de ubicación satelital encendida.

¿Qué quiere decir eso?

Qué quieren ser rastreados, porque recordemos que la mayoría de los tanqueros que evaden las sanciones de EEUU, apagan sus sistemas de geolocalización al acercarse a Venezuela y los encienden una vez están de regreso en aguas internacionales.

Pero además cuando el ministro de la Defensa de Venezuela, general Vladimir Padrino López, anunció que custodiarán la llegada de los tanqueros con buques de la armada y aviones de la Fuerza Aérea.

Claramente quieren provocar una reacción de la fuerza aeronaval de la coalición internacional, que lidera EEUU, que está en una gran operación antidrogas en el Caribe.

¿Lo conseguirán?

Qué puede hacer Estados Unidos

La primera respuesta lógica es impedir la llegada de esos tanqueros a las aguas territoriales, lo que no sería tan complicado porque puede hacerlo usando los buques que tiene desplegados.

Es claro, además, que los escudos de bloqueo están trazados en las aguas cercanas a Venezuela, lo que facilitaría cualquier bloqueo de los barcos iraníes.

Y además está muy claro, que el Comando Sur está vigilando muy de cerca la alianza de Maduro con Irán, como lo explicó el jefe de esa instancia, almirante Craig Faller.

Aunque tampoco podemos descartar que la 4ta Flota no haga nada para impedir el ingreso de los tanqueros a aguas territoriales, pero si se dedique a vigilar a una distancia prudencial el recorrido de esas naves.

¿Por qué se abstendrían?

Es probable que EEUU prefiera que se concrete la llegada de la carga de gasolina, para construir los argumentos que le permita acciones futuras contra la alianza.

¿Y si Trump decide actuar?

Tampoco es descartable porque la alianza reconfigura el conflicto venezolano y Trump necesita un golpe de efecto en la opinión pública y nada mejor que actuar contra Irán, para aliviar la presión de las consecuencias económicas y salud pública de la pandemia.

Recuerden que no tiene el mismo valor para ese país actuar contra Maduro, que contra Irán.

Esperemos los acontecimientos.

 

Darwin Chávez|@VerdadesRumores

 

ACEPTAR TODAS LAS COOKIES    Más información
Privacidad