Verdades y Rumores| Diario Digital de Interpretación y Opinion

DE INTERÉS

ANÁLISIS PAÍS|La lucha de la oposición sigue estancada

NOTAS LIBERTARIAS|Salarios de hambre

SIN ANESTESIA|Fuga o negociación

SÍNTESIS DEPORTIVA|Caras nuevas en la convocatoria de la Vinotinto

VERDADES Y RUMORES|Entre “falsos positivos”, delaciones e imprudencias

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on email
Email
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram

EL SHOW. Es asombroso como la crisis venezolana da para todo. Da para supuestos opositores que se colocan el disfraz, pero hacen grandes negocios con el chavismo. Da para quienes con la chapa de opositor recolectan dinero para supuestas operaciones que buscan tumbar el régimen. Da para que grupos opositores incurran en delaciones para acabar con los planes de rivales internos. Da para neo libertadores quienes la única conspiración que conocían era apostar al caballo incorrecto. Da para mercenarios que, con cara de locos, ven oportunidades de buenos negocios en la liberación de Venezuela. Pero también da para que una mayoría busque el rescate de Venezuela, con una amplia variedad de formas e intenciones, algunas políticas y otras más radicales. Lamentablemente también da para la acumulación de frustraciones, desesperanza y la masiva huida de ciudadanos a otros países. Y sobre todo da para muchos “falsos positivos” que monta el régimen para esconder sus errores, pues no cesan en su afán de tapar uno o varios escándalos, con otros escándalos. Porque traigo a colación todo eso. Lo hago por los últimos acontecimientos ocurridos en el país y que para el régimen son una conspiración, para un sector opositor es una operación de liberación y otros creen que es un montaje. Para ser honesto, los sucesos son una mezcla de varias cosas: “falsos positivos”, delaciones e imprudencias. Desde el domingo se acumularon las “dudas razonables” en mi mente en torno a la veracidad de lo que se anunciaba por distintas vías. En medio de aquella tormenta de información, varios amigos me pedían mi apreciación de los hechos, petición que no pude cumplir. Preferí esperar hacer las consultas respectivas y sobre todo analizar en frío, atar cabos y llegar a conclusiones. Aun no tengo un rompecabezas totalmente armado, pero va tomando forma. Con base en los detalles que he podido revisar con mis fuentes, las operaciones de captura de supuestos conspiradores son un “falso positivo”. El régimen necesitaba con urgencia tapar ante la opinión pública sus últimos errores: la masacre en la cárcel de Guanare, escasez de gasolina, el colapso del sistema eléctrico nacional y sobre todo su acuerdo con Irán que convertiría a Venezuela en epicentro de la lucha de los iraníes con EEUU. Pero además buscaban crear los argumentos para aumentar la represión contra la oposición. Están tras alguien de mucho peso, quizás sea Juan Guaidó.  Y de repente… les llegó un dato que les ayudaba en esos objetivos. Es totalmente cierto que hay una operación de infiltración de exmilitares, a la que llaman “Gedeon”, que busca la caída del régimen y el inicio de una transición. Pero no es verdad que llegaron a bordo de embarcaciones para invadir al país. Mis fuentes señalan que ya estaban aquí. Todo el “falso positivo” comienza porque un líder opositor, no identificado aún, delata la presencia de esos exmilitares que estaban en la clandestinidad preparando sus acciones. Este seudo opositor entrega la información a Diosdado Cabello, lo que denota que no es cualquier dirigente de la oposición, sino alguien que tiene no solo contacto con Cabello, sino que además es creíble para él y por eso confió en la información que le entregó. El dato indicaba que la madrugada del pasado domingo 3 de mayo, esos ocho hombres debían acudir a un punto cercano a las costas de Macuto, para recibir un dinero. El plan de los 8 masacrados era irse del país. Tenían previsto tomar el dinero, embarcar en un bote y viajar hasta Curazao. Como evidencian los resultados del hecho, las fuerzas militares y policiales los estaban esperando. No hubo enfrentamiento entre dos bandos. No estaban armados. Tampoco tenían equipos computarizados. Solo tenían sus teléfonos. Tampoco fueron interceptados por pescadores, porque si de verdad estaban armados, los hubieran acribillado. Sencillamente los estaban esperando, les dieron de baja, los sembraron con armas y computadoras y montaron el “falso positivo” de una invasión que no era tal. En la operación los funcionarios encontraron los teléfonos de los sujetos y comenzaron el rastreo de sus llamadas y mensajes, lo que permitió dar con el resto de los detenidos. ¿Estaba el hijo del general Baduel involucrado? No, pero lamentablemente estaba en el lugar equivocado y reunido con quien no debía en ese momento. Luego que lo capturan lo presionaron hasta tal punto, que le obligaron a decir todo lo que dijo. ¿Por qué estaban esos dos gringos ahí? Ellos tenían varios meses en Venezuela y nadie del oficialismo los había precisado. Supuestamente vinieron con el trabajo de preparar a esos “comandos” de la Operación “Gedeon”. Ellos también estaban por irse del país. Al parecer también se irían por mar hasta Curazao y de ahí partirían a EEUU. La mayoría de los detenidos y todos los masacrados estaban por salir del país. Cayeron en el “falso positivo” de una supuesta invasión que fue repelida por fuerzas militares y policiales, además de milicianos pescadores. No hubo invasión, no estaban armados y tampoco tenían computadoras, discos duros y pendrive. Todo eso fue sembrado con el propósito de sustentar la mentira, pero además para justificar las acciones que van a iniciar contra dirigentes de la oposición. Tienen a alguien muy importante en la mira. De seguro es Juan Guaidó partiendo que Diosdado Cabello, con su sarcasmo característico, dijo que el presidente interino ya tenía seleccionada la embajada donde se iba a refugiar. Los “falsos positivos”, delaciones e imprudencias están presentes y seguirán siendo parte del conflicto venezolano. Definitivamente el conflicto venezolano da para todo.

ALIANZA. Dejó de ser secreto el acuerdo entre el chavismo e Irán. A las revelaciones hechas la semana pasada en esta columna, se han sumado otros señalamientos que indican la peligrosidad de ese nuevo socio de Maduro. Por ejemplo, ya es denuncia internacional como Irán se lleva el oro que queda en las bóvedas del BCV como pago por su apoyo. Como se acabó el secreto, el régimen acelera sus planes con los iraníes y por eso han aumentado la cantidad de vuelos entre Teherán y Venezuela. No solo los iraníes intentarán reactivar y se quedarán con la operación de las refinerías de Amuay, Cardón y El Palito. Su principal interés, como advertimos en esta columna, es la extracción de uranio para su programa nuclear. La intención es ocultar esa explotación con las actividades mineras que comienzan a intensificarse en las cuencas de los ríos que Maduro liberó para la producción de oro, aunque en el fondo lo hizo para mimetizar la operación iraní. Recordemos que el interés del oficialismo, o mejor dicho del “Madurismo”, es que Irán use a Venezuela como base de operaciones de sus planes junto a Hezbollah. El objetivo es reconfigurar el conflicto en Venezuela, para que sea un asunto de geopolítica mundial y deje de ser un tema regional. Quieren trasladar a Venezuela la permanente tensión del Golfo Pérsico. Quieren que eso actúe como disuasión y que Trump no decida ejecutar las acciones que acaben con el oficialismo. Es una jugada de mucho riesgo, porque puede actuar como disuasivo, pero también como revulsivo para que Donald Trump acelere sus planes.

VINCULACIÓN. Recuerdan que la semana pasada expliqué que un lector de esta columna me había pedido agregar el nombre de Omar Acedo, a una comisión, que además integraron Lester Toledo y Joaquín Livinalli, y que a nombre de Leopoldo López conversó durante meses con el régimen a raíz de su encarcelamiento posterior a 2014. Hagamos un recuento. Omar Acedo es el yerno de Diosdado Cabello y es maracucho. En aquel momento presumí que la vinculación de Acedo con Leopoldo era el resultado de algún contacto de Omar con Lester. ¿Por qué? Porque además de ser ambos de Maracaibo, en el año 2007 cuando Toledo empieza a aparecer en escena en el marco de las protestas por el cierre de RCTV, Acedo era estudiante de la URBE y además era ultra opositor. Mi presunción inicial no resultó del todo correcta. Luego de varias consultas, conseguí un dato sobre el tema. Omar Acedo, por alguna razón que aún no preciso, tenía contactos con el entorno familiar de Leopoldo López y tratando de ganarse la confianza de Diosdado, quien aún no aprobaba la relación con su hija, lleva a su suegro el interés de la familia López de entablar contactos y conversar sobre su liberación. Eso despertó el interés de DC. La acción de Omar Acedo tuvo resultado y comenzó a operar la comisión que ya mencioné en varias ocasiones y de ahí el interés que siempre mantuvo Diosdado en la detención de López. A partir de ahí, Omar Acedo fue parte de los intermediarios en los contactos entre ambos personajes, que ante la opinión pública son adversarios, por no decir enemigos, pero tras bastidores no son tan lejanos. ¿Entienden ahora porque mantengo dudas razonables con Leopoldo?

PRIVILEGIOS COMERCIALES. Las alianzas empresariales de Omar Prieto y Willy Casanova siguen avanzando en la ocupación del sector comercial en Maracaibo. No es casual, que mientras la mayoría de los supermercados en la capital zuliana viven una crisis terrible, aparece un puñado de nuevos comercios que están muy bien surtidos, en su mayoría cobran en dólares y además están apadrinados por el gobernador y el alcalde. ¿Quiénes son estos privilegiados? Quiero aclarar que varios de los markets que han surgido a pesar de la crisis, son de empresarios honestos y reconocidos. Lo reitero para evitar malas interpretaciones. Estos nuevos comerciantes se benefician de los grandes privilegios de la Gobernación y la Alcaldía. La semana pasada Willy Casanova, inauguró el Supermercado La Despensa en la Curva de Molina. De esta inauguración me llamó la atención algo, pues este supermercado tiene el mismo nombre de uno que fue inaugurado por Prieto y Casanova a finales de 2018, en el Centro Comercial Costa Verde, lo que me hace presumir que se trata del mismo aliado empresarial que actúa bajo la figura jurídica de un grupo con nombre de santo, aunque Willy lo presentó como una empresa municipal. Pregunté y me dicen que es del mismo dueño, solo que no aparece en el registro del nuevo “super”, para guardar las apariencias. Si se trata del mismo personaje, este fue el primero que importó alimentos desde Colombia, cuando Francisco Arias Cárdenas permitió el ingreso legal de comida ante la escasez que afectaba al estado. Pero, además, casualmente, este empresario tiene el mismo asesor comunicacional que tuvo Pancho. ¿Casualidades? No creo. Esas son parte de las alianzas empresariales de ambos. Esta es la nueva camada de comerciantes que están apropiándose de la ciudad. Pero eso no es todo, porque estos mismos socios o aliados empresariales, son los que manejan todo lo que se vende en los mercados populares de la Gobernación y Alcaldía. No se vende nada que sea comprado por ambas administraciones, pero además los precios son tan elevados que las ventas son bajas. Ni siquiera acatan los precios acordados. Me dicen que la mayoría de los camiones se regresan a sus depósitos con la carga abollada. En nada, absolutamente en nada favorecen esos mercados al pueblo. Solo favorecen a Omar, Willy y sus aliados. Lo más triste es la Gobernación y la Alcaldía tienen una intensa persecución contra los supermercados que no son de su entorno, para que estos cumplan con los precios controlados.

GUISOS ITALIANOS (I). La semana pasada comenté el cinismo con el cual acusa el ex alcalde de Maracaibo, Gian Carlo Di Martino, a través de su columna semanal en el portal Aporrea. Luego de esa mención, recibí variada información sobre sus andanzas financieras luego que salió del cargo. Para quienes no lo recuerdan, desde esta columna que se publicaba en el semanario INFORME, me dediqué a desmenuzar y denunciar la corrupción que se desató en la 1ra y 2da gestión del italiano en la municipalidad marabina. Lo último que supe de sus negocios turbios, luego de abandonar el cargo, fue que se reunió en Italia con sus tres socios principales y se repartieron el dinero logrado a través de tantos y tantos negocios. Pero ahora recibí detalles interesantes. Una vez Di Martino se fue a Italia a ocupar el puesto de cónsul en Milán, dejó a cargo de la mayoría de sus negocios a una dama, con quien tiene vínculos desde que ella ocupó un cargo importante en su gestión. Esta señora vive en un apartamento a todo trapo en las cercanías de calle 72, que, por supuesto, fue comprado con dinero nada limpio, pero además se moviliza en la capital zuliana en dos vehículos: un Mercedes y una camioneta Toyota. Ella es quien maneja los negocios que el italiano mantiene en Colombia, Panamá y Estados Unidos. En el vecino país, es quien administra los negocios que tienen en Bogotá y Barranquilla. Antes de la pandemia por coronavirus, hacia un viaje mensual. Se iba por tierra hasta Riohacha, se embarcaba en un avión y hacia sus respectivas paradas en un complejo itinerario que incluía: Barranquilla, Bogotá, Ciudad de Panamá y EEUU. De vuelta hacia el mismo trayecto, pero además visitaba varias casas de cambio y al llegar a Maracaibo su primera diligencia era entregar algo a un alto oficial de la GNB en el estado, con quien mantienen relaciones económicas poco claras. ¿Qué tipos de negocios tienen Di Martino en estos países? Estoy esperando los detalles. Espero revelarlos la semana que viene.

ENORME Y LUJOSA. Recuerdan que hace unas semanas mencioné que Omar Prieto había comprado una lujosa casa en la urbanización Los Olivos en Maracaibo. Debo reconocer que me equivoqué. No dije la verdad. Fui impreciso y me disculpo por eso ante ustedes. La verdad es otra. Resulta que Omar no compró una, sino varias casas y las está convirtiendo en una sola. Es tan, pero tan grande la vivienda, que a veces los obreros que trabajan en la remodelación se pierden dentro de tanto espacio. Al parecer son 3 casas en una. Se las compró supuestamente a familias que se fueron del país. Por lo menos 2 eran de militares que están en el exterior. Por cierto, señor Gobernador le doy un dato. Verifique qué hace el encargado de las obras de remodelación con el dinero que usted destina para esos trabajos, porque le paga fallo a los humildes obreros y a destiempo. Creo que alguien se está quedando con buena parte de esos dineritos.

CRISIS MIGRATORIA. Preocupante la situación que está afectando a más de 100 venezolanos, quienes están detenidos en el Centro Correccional La Palma, en El Paso, Arizona, Estados Unidos, en condiciones muy precarias. El dato me lo pasa Carlos Alaimo, presidente del PCD-Zulia, quien está apoyando a este grupo de compatriotas, que están detenidos por problemas migratorios. Según la esposa de uno de los encarcelados, estaban recibiendo una alimentación muy básica, pero que en los últimos días ese tema se ha deteriorado tanto, que literalmente los tienen a “pan y agua” y tampoco hay medicamentos para atender a quienes están enfermándose por las pésimas condiciones de reclusión. Ese centro de detención es manejado por una empresa privada, bajo contrato con ICE. Este caso merece la atención de la embajada de Venezuela en Washington. Señor Carlos Vecchio estos venezolanos necesitan de su apoyo.

EL “SHERIFF”. Recuerdan aquellos personajes que hacían de jefes policiales en los pueblos del oeste de Estados Unidos llamados “Sheriff”. Pues resulta que en el gobierno de Omar Prieto hay un secretario quien, además de bonchón y poco inteligente, se la tira de “Sheriff” y por eso se cree con el derecho de disponer de lo que se le antoje en el Zulia, pero especialmente en Maracaibo. Resulta que este “Sheriff” se enamoró de un local comercial en un importante mall de la zona de La Lago y quiso alquilarlo, pero como ya estaba arrendado, le negaron su solicitud. Además de una rabieta digna de un malcriado, el “Sheriff” se apareció días después con un ejército de funcionarios de la Gobernación y del gobierno nacional, para repartir cierres y multas a granel en este centro comercial. Como no le pudieron alquilar el local, él tomó venganza. Señor Omar Prieto ¿Hasta cuándo usted acepta y avala las acciones de este señor? Por cierto, que la única semejanza entre este secretario y un “Sheriff” del viejo oeste es en su amor por el licor ¡Cómo le gusta una parranda!

GASOLINA. Con un último embarque de gasolina que llegó a Bajo Grande, se normalizaron en un buen porcentaje los inventarios de gasolina para el estado Zulia. Pero no se alegren mucho apreciados lectores, porque eso no los va a beneficiar. La orden es continuar con el racionamiento porque no saben cuándo podrán recibir de nuevo combustible. Solo corren la arruga un poco más, mientras la población sigue sedienta de combustible.

APOYO. La familia de la niña venezolana, Camila Montiel, solicitó mi apoyo a través de las redes sociales para la campaña de recolección de fondos, ya que fue diagnosticada con cáncer y necesita de todo nuestro respaldo para su tratamiento. Todos aquellos que puedan aportar a esta causa, pueden hacerlo a través de este enlace: http://ow.ly/3SyJ30qDe2R. De antemano gracias por ayudar a Camila.

¿SERÁ VERDAD? En el Palacio de Gobierno del Zulia se corre el rumor que las estaciones de servicio, que han sido expropiadas por la gestión de Omar Prieto, están siendo transferidas a algunos aliados muy puntuales. En los dueños de estaciones de servicio se habla mucho de eso, aunque callan por temor a ser los próximos en caer.

 

 

Darwin Chávez|@darwinch857|[email protected]

 

ACEPTAR TODAS LAS COOKIES    Más información
Privacidad