Verdades y Rumores| Diario Digital de Interpretación y Opinion

DE INTERÉS

¡CAMPAÑA! Contribuye con el periodismo libre en Venezuela

EDITORIAL|Las pésimas señales que emergen desde la oposición

¿FRAUDE? En “De Norte a Sur” analizamos el resultado electoral en Bolivia

JOAQUÍN CHAPARRO|Anomia zuliana

SERENDIPIA|En tiempos de coronavirus

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on email
Email
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram

Buenos días a todos. Este 2020 está resultando un año complicado. Un año bisiesto movidito en eventos desafortunados en el mundo. En España estamos en pleno epicentro del COVID-19, en tiempos de Coronavirus. Nuestra generación ha vivido muchos eventos extraordinarios, solo falta que anuncien una invasión extraterrestre al estilo de las pelis de sci-fi para bordarlo pues. Saben que lo que hay que cancelar el año 2020 entero, primero la ventisca Gloria, ahora nos visita el Covid-19, que ha causado que se haya decretado el estado de alarma en España y estemos confinados en casa en una cuarentena que evita que aumente el número de contagios. Lo más real de todo es que aún no estamos conscientes de lo que está pasando. China, Corea del Sur e Italia lo saben muy bien. 

Días excepcionales

En España estamos en cuarentena desde el viernes 13 de marzo, dos días después que la Organización Mundial de la Salud, haya decretado al Covid-19 pandemia. Vivimos días excepcionales, recluyéndonos en casa como buenos ciudadanos para no multiplicar el brote y tratar de evitar llegar a colapsar el sistema sanitario. El Coronavirus es tres veces más contagioso que la gripe estacional, es por ello que nos piden asearnos bien las manos, si vamos a toser/estornudar con los codos, evitar el transporte público y las aglomeraciones.

Debo confesar que nunca pensé que podríamos llegar a vivir esto, un confinamiento en casa hasta el 27 de marzo, aun no sé cómo catalogarlo, solo observo a mi gente, a mi vecindario catalán y multicultural haciendo compras nerviosas, supermercados con anaqueles vacíos, santamarías abajo, calles despejadas y una tensa calma que se respira en el ambiente y que no sabemos digerir del todo. Nos toca quedarnos en casa, en familia, entreteniendo a los críos, informándonos más sobre el virus y la posible vacuna en ciernes, no siendo imprudentes en catalogarla de una “simple gripe”, cuidándonos de no pillar el virus (quizá ya lo estemos y no nos hemos enterado). Tengo una amiga que tiene los síntomas y espera que le hagan el test. 

Desde el jueves por la tarde nos anunciaron oficialmente que a partir del viernes se suspendían las clases en toda Cataluña, las autoridades han dado la orden de encerrarnos en casa para evitar la propagación del coronavirus, cierre de bares, restaurantes y centros comerciales, incluso el Corte Inglés; además hay que estar pendiente de las medidas del gobierno sobre la marcha. Madrid lo hizo el lunes y ya escuchamos en las noticias que hoy han muerto 22 personas en solo 6 horas y van en total 2.940 casos positivos, 133 fallecidos. Escuchamos audios que corren como el virus por las redes anunciando que el sistema sanitario puede colapsar si no tomamos las precauciones. Somos 47 millones de habitantes y no hay camas suficientes, ni respiradores, ni test. Así que, por favor, quédate en tu casa. La tasa del coronavirus está en 3,18 % en España, mientras que ronda el 3,78 % en el mundo. 

Cifras en España al cierre de esta columna:

5867 contagios; 2.940 en Madrid, 522 en País Vasco, 509 en Cataluña.

183 fallecidos

517 altas

Aquí en España hemos pasado en siete días a decir que es una “simple gripe” a decretar un estado de alarma, y eso que estábamos mirando las barbas en remojo de nuestra vecina Italia arder. Pienso que han tardado en hacerlo, no se debió hacer la marcha del 8M, ni leches, mucho menos seguir dando clases. Hoy en Italia se registra 250 personas muertas en 24 horas, 12.462 contagios y 827 fallecidos en total, las bolsas mundiales van en picada, se suspenden todos los eventos deportivos de primera y segunda división, la OMS confirma que más de cinco mil personas han muerto en Europa. Francia cerrará colegios, guarderías y universidades desde el lunes y hasta nuevo aviso, mientras que Estados Unidos confirma que hay 1600 casos positivos y 40 víctimas mortales. 

Venezuela confirma dos casos positivos de dos pasajeros que vinieron en un vuelo de iberia el pasado 5 de marzo. Colombia confirma 13 casos positivos. Son zonas caribeñas con un eterno verano, con temperaturas que deberían debilitar el virus, pues tengo entendido que muere con los rayos ultravioletas y una temperatura por encima de los 26 grados centígrados. 

¿Cómo me siento/escribo/respiro? …Estoy observando todo desde que vi a los chinos en enero afrontando la epidemia como si fuera una guerra, todos unidos, en solidaridad, caras compungidas, poniéndose voluntariamente en cuarentena, cerrando fronteras. Ya ver el 4 de marzo a los italianos en caos me empezó a oler muy mal todo, mientras que en España hacíamos vida normal ignorando la rapidez del brote, incluso hasta le he llegado a preguntar a la psicóloga @Petrypsique como se llama en su especialidad la gente que niega que el coronavirus sea contagioso y lo califican sin saber de una “simple gripe” convirtiéndose para mí en negacionistas o simplemente les cuesta pensar o se ponen un velo en los ojos. Investiguen sobre el virus, con visión, escuchando a los expertos. No se puede ser tan irresponsables. 

Dios nos cuide y nuestra prudencia nos salve. Sentido común. 

Mi wishlist para el encierro

  • Leerme El imperio invisible: el éxito empresarial chino y sus vínculos con la criminalidad económica en España y Europa. Autor: Juan Pablo Cardenal y Humberto Araujo. 
  • Mirar la serie ¨Hunters¨con Al Pacino cazando nazi por Amazon Prime. A ver qué tal. 
  • Cocinar muchas recetas que tengo de etselquemenges.cat, sanas, fáciles y riquísimas. 
  • A ver si me bajo el duolingo y je commence à apprende le français. 
  • Jugar mucho sin reloj con mis hijos. Juegos de mesas tenemos dos nuevos, a ver que tal. 
  • Hacer muchas videollamadas con mis familiares y amigos.
  • Escribir, escribir y escribir con mi gata al lado y mi perro cuidando. 

Nos vemos el domingo que viene, si Dios quiere. 

 

“La política y el crimen son la misma cosa”…

Michael Corleone en El Padrino III

Politics and crime, there´re same things,

Michael in Italian 

 

Verónica González M.|Periodista|Barcelona-España|@Verosimiles

 

ACEPTAR TODAS LAS COOKIES    Más información
Privacidad