Verdades y Rumores| Diario Digital de Interpretación y Opinion

DE INTERÉS

CAIGA QUIEN CAIGA|Leopoldo no lo dirá, pero lo hará

VERDADES Y RUMORES|Las lecturas y dudas que deja la huida de Leopoldo López

EFRAÍN RINCÓN|Los desafíos de la democracia en América Latina

ANTONIO DE LA CRUZ|Escenario electoral presidencial en Estados Unidos

ANÁLISIS PAÍS|Venezuela: una nación sin control

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on email
Email
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram

En Venezuela la sensación general es de caos, que no hay control, que cada quien hace y deshace de acuerdo con sus intereses. Definitivamente no hay gobierno que ponga orden y sobretodo que trate de resolver los problemas. El conflicto político lo domina todo y la economía está abandonada a su triste suerte.

Y como lo analizamos en la entrega anterior, mientras más se tarde en construirse una salida política, más dura, difícil y costosa será la reconstrucción. No se trata sólo de dinero, sino también de intolerancia, violencia y sobre todo del caos que reina a todos los niveles.

En el País Político, como era de esperarse, el oficialismo regresa poco a poco a las conversaciones. En ese sentido Maduro informó que retomaban los contactos con la oposición y sobre todo con el gobierno de Noruega. Buscan remediar el error que cometieron al levantarse de la mesa en Barbados.

En el País Económico, el mercado de dólares enloqueció y tanto el oficial, como el paralelo, se dispararon hasta niveles que están causando un severo daño a la economía acelerando la hiperinflación que tanto daño le hace al venezolano, sobre todo a quienes son más vulnerables.

En el País Social, la elevada migración de venezolanos se convirtió en un grave problema regional, lo que ha ocasionado que los países vecinos impongan restricciones migratorias. El mejor ejemplo es la crisis que se vivió en la frontera entre Colombia y Ecuador.

PAÍS político

Oficialismo: tal como se preveía el régimen comienza su regreso a la mesa de conversaciones con la oposición, tal como lo anunció Maduro al anunciar que retomaron los contactos con la oposición y el gobierno de Noruega. Con eso admiten que levantarse de la mesa en Barbados a raíz del bloqueo de EEUU fue un error, que además derivó en contactos individuales de figuras del oficialismo con las autoridades de esa nación. Ahora más que nunca el régimen necesita las conversaciones con la oposición. Muchos consideran que su necesidad es la de ganar tiempo, pero la realidad es que requieren de un acuerdo político que reduzca el “costo de salida” que tienen en la actualidad. Mientras tanto, el oficialismo sigue con graves dificultades en su unidad interna, producto de las revelaciones de USA sobre los contactos individuales e incluso por la recompensa de $10 millones que ese país ofrece por información sobre el paradero de Tareck El Aissami.

Oposición: el sector liderado por Juan Guaidó escaló en su presión contra el régimen al crear el “Centro de Gobierno”, que estará liderado por Leopoldo López. Esa figura se asemeja mucho a un gabinete de gobierno, lo que por supuesto agrega un nuevo ingrediente a la lucha contra el oficialismo. Asimismo se han mantenido las jornadas semanales de contacto directo con el ciudadano, para llevar un mensaje de esperanza y cambio. La oposición con todo esto trata de hacer frente al normal desgaste en la emoción y el respaldo popular, que aún no es preocupante pero la lógica indica que deben actuar a tiempo.

Comunidad internacional: la coalición de países que buscan una solución a la crisis venezolana sigue con su esfuerzo por apuntalar una transición. Se supone que vienen nuevas sanciones, pero también mayores problemas para el régimen. Les están ahogando su capacidad de negociación con empresas internaciones, que como la china CNPC y el banco turco Ziraat Bank, prefieren abstenerse de hacer negociación con el oficialismo y de esa forma evitan sanciones de los gringos. Mientras tanto, las opciones de fuerza siguen latentes y la que cobra mayor importancia es un bloqueo naval mediante una fuerza multinacional que lidere Estados Unidos

PAÍS económico

Crisis: la sensación que todo está sin control en Venezuela es muy alta y la economía es el mejor termómetro. No hay un gobierno que busque resolver las dificultades, porque la prioridad es política. Y el ejemplo más cercano es el descontrol que existe en el mercado cambiario oficial y paralelo, cuyas cotizaciones han tenido alzas bien significativas en los últimos días, para superar los 20 mil bolívares por dólar.  Eso tiene una incidencia grave en los precios lo que contribuye a la aceleración de la hiperinflación. Otro de los ejemplos más significativos de la falta de control es el crecimiento de la llamada “economía subterránea y que engloba todas aquellas transacciones que se hacen en la informalidad y sin cumplir con las normas comerciales y tributarias.

Reservas: los ahorros del país en las cuentas del Banco Central de Venezuela comienzan la semana en $8.470 millones.

Petróleo: el precio promedio del petróleo venezolano arranca el nuevo período en $54,13.

Dólar: las dos modalidades del mercado cambiario en Venezuela experimentaron alzas importantes que condujeron a superar la barrera de los 20 mil bolívares por dólar. El mercado monitoreado por el BCV cerró en Bs 20.511,05 Mientras que paralelo se ubicó en Bs.S 24.698,21.

Indicadores: el BCV sigue sin informar los datos que permiten medir el comportamiento de la economía. En cuanto a la inflación sólo tiene información hasta abril, mientras que en el PIB sólo tiene actualizado hasta el tercer trimestre de 2018.

PAÍS social

Inflación: en la medida que se registraron aumentos importantes en la cotización del dólar, en la misma proporción se aceleró la hiperinflación que golpea fuertemente la economía de los ciudadanos.

Migración: la huida de los venezolanos hacia otros países se convirtió en un problema regional que tiende a agravarse. En ese sentido, las naciones, con la excepción de Colombia, han impuesto restricciones migratorias con el fin de regular la migración de venezolano. En el caso de la visa que entró en vigencia en Ecuador, generó conflictos en la frontera con Colombia.

Darwin Chávez|@VerdadesRumores

ACEPTAR TODAS LAS COOKIES    Más información
Privacidad