Verdades y Rumores| Diario Digital de Interpretación y Opinion

DE INTERÉS

ANÁLISIS PAÍS|Una nueva fractura afecta a la oposición venezolana

NOTAS LIBERTARIAS|Ley o garrote

SIN ANESTESIA|Jugando con la esperanza

SÍNTESIS DEPORTIVA|Se complican las eliminatorias para la Vinotinto

MANUEL OCANDO|La piedra de la indiferencia

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on email
Email
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram

La minoría gobernante  que  somete  a la mayoría de los  venezolanos a la  desventura de vivir como ellos quieren, tiene incondicionales, indiferentes, cómplices  y colaboracionistas que les hacen al régimen más fácil la labor de eternizarse en el poder, sin importarles la triste  realidad de un país que se cae a pedazos y se muere de hambre, soportando estoicamente la desnutrición, la enfermedad y la inseguridad sin que nada indique el final de este penoso purgatorio.

El hecho de que se obtengan privilegios no justifica ni excusa, la posición de indiferencia  ante la situación de infortunio  y calamidad que vive el resto de  los ciudadanos,  quienes recorren diariamente un sombrío camino tratando de sobrevivir.  Expresaba la  novelista e intelectual francesa Simone  de Beauvoir: El opresor no sería tan fuerte si no tuviese cómplices entre los propios oprimidos.

Muchos venezolanos quienes continúan en una posición indiferente y silenciosa desearían  ver salir al régimen actual del poder pero nada hacen para conseguirlo, y  este grupo, tristemente, representa  la mayor parte   de los  ciudadanos de este gran país. La gente indiferente  a las desgracias, infortunios, adversidades  de la nación son  muchas veces cómplices inconscientes de la desdicha, la infelicidad y la  corrupción de Venezuela. Repudian al régimen, lo descalifican  con enérgicos y virulentos adjetivos, se lamentan  de la situación pero esperan que otros hagan el trabajo, que debe hacerse   para cambiar la situación actual. Exhiben la peor de las actitudes, la indiferencia, una posición acomodaticia, dúctil y flexible que algunos  venezolanos asumen, adoptando la típica táctica del avestruz, una  actitud que trata de ignorar lo grave de la  situación  y los problemas existentes.

La incapacidad e irresponsabilidad política de la oposición, la presencia de las agendas personales, la comodidad de los que no se quieren involucrar, son las actitudes más frecuentes que podemos identificar en la gente, las cuales evidentemente nos han conducido a esta lamentable situación que  estamos padeciendo,  y  que ninguno de nosotros, en su sano juicio, podría desear a nuestro país.

Ser indiferente no solventa los graves  problemas que nos afligen y agobian, por el contrario, abona el terreno para que el país siempre tenga lo peor, así como lo demuestran indiscutiblemente los incesantes despropósitos, desatinos y  equivocaciones del gobierno actual durante todo este  tiempo que ha gobernado a Venezuela, el socialismo del siglo XXI, con el consentimiento  y la venia pasiva de los indiferentes, cómplices y colaboracionistas.

El único animal que Dios creó para esconder la cabeza ante el miedo, es el avestruz. No podemos comportarnos  como el avestruz, escondiendo su cabeza a la realidad que vive el país, esta actitud fortalece al régimen que nos humilla,  y que sin duda alguna está afectando a todos   los venezolanos en  grado superlativo

Como venezolano racional, no debemos permitir que el gobierno solo nos vea como  un desnudo animal servil. Debemos deponer la actitud de indiferencia  y obstruirle el paso, decididamente, a los que precariamente permanecen en el poder y que han despojado al país en forma inmisericorde e impune.

Fortalezcamos nuestras energías, voluntades  y luchas para favorecer el cambio del régimen político que nos desgobierna,  para  así progresar en la construcción y consolidación de una verdadera democracia. Movamos la piedra de la indiferencia que está aplastando el corazón de Venezuela,  ya que  no se puede construir un país diferente con gente  indiferente.

 

@OcandoM|Médico

¡SUSCRÍBETE! La información de alto valor estratégico es una inversión para lectores inteligentes…

ACEPTAR TODAS LAS COOKIES    Más información
Privacidad