ENDER ARENAS|El insulto y las amenazas como formas de hacer política | Verdades y Rumores | Diario Digital
4 de Noviembre de 2017

ENDER ARENAS|El insulto y las amenazas como formas de hacer política

En Venezuela el insulto y las amenazas se han erigido en formas de interacción política. Por ejemplo, el gobierno desde hace 19 años ha hecho del insulto y la amenaza su manera de gobernar: desde el “yo me juramento ante esta moribunda constitución” hasta “gobernador que no se juramente ante la ANC será destituido”, pasando por la designación de “plasta” al TSJ, de “victoria de mierda” a un triunfo de la oposición, hasta el sacerdote fulano es marica.

Los insultos del gobierno lo sabemos de memoria. Aquí voy a referirme a cómo la oposición y los opositores asumen el insulto y la amenaza como forma de negarse unos a otros.

Por ejemplo, por vicio o por lo que sea, uno abre El Nacional el día miércoles y allí se lee el glosario de insultos que una comunicadora le endosa, digamos que, a Ramos Allup, AD, a Nuevo Tiempo o cualquier actor de la oposición que tenga la desgracia de no coincidir con ella y sus adláteres: lacra, traidores, vendidos, ladrones, mañosos, etc. Son comunes en su columna.

No voy a censurar a la comunicadora, total cada quien es libre de decir lo que mejor le parezca solo que es demasiado irresponsable por el daño que le causa a terceros.

Pero, ojo, los opinadores y guerreros del teclado no son los únicos irresponsables políticamente hablando. Por ejemplo, el joven Guevara, tenido por la “esperanza blanca” de la oposición amenaza con excluir de su partido y del afecto de la nación a todo aquel que participe de las elecciones municipales, igual ocurre con Ramos, Borges y compañía quienes además, al igual que la criticada comunicadora, los llama traidores, es decir, antipatriotas, es decir que los dichos del gobierno se le ha hecho común a la oposición.

Del lado de los que pensamos que, a pesar de todo: trampas y otras cosillas, participar en cualquier evento electoral es la estrategia correcta, también abundan los “insultadores”.

Así, el martes por la noche escuchaba en la radio un programa de un politólogo y una comunicadora, el primero muy celebrado en las páginas de la prensa regional y la segunda menos celebrada, pero ciertamente muy respetada. Ambos estaban iracundos por la posición asumida por los partidos más importantes que forman la MUD (PJ, VP y AD) de no acudir a las elecciones municipales.

La oposición y los opositores asumen el insulto y la amenaza como forma de negarse unos a otros.

En dicho programa, la comunicadora se refería a los dirigentes de oposición con cualquier cantidad de insultos y de palabras ofensivas que la señorita le lanzó a Julio Borges a Ramos Allup a Guevara y a Capriles.

El politólogo le dedicó casi todo el programa en llamar a los dirigentes de esos partidos “la pandillita”, que tiene una connotación obviamente delincuencial y como si fuera poco, el politólogo mediante eufemismos llamó maricón a Capriles, esto produjo una explosión de risas en la comunicadora y en el propio politólogo.

Con esos lamentables comentarios la cuestión central quedó desnaturalizada y le quitaron contundencia a unos argumentos que podían ser más serios que la retórica con las que ambos se expresaron.

El insulto es un acto de violencia. Lo que expresó el politólogo en su programa no se diferencia en nada a las expresiones homofóbicas en las que suele incurrir el presidente Maduro y su combo

De verdad, como esos insultos y otros peores, como los que lamentablemente le endilgan a la pareja López-Tintori, se han hecho comunes entre el gobierno y también en la oposición para “desacreditar” a dirigentes, les digo que en lo personal a mi no me importa si Capriles tiene una media naranja o un medio limón y si López es un cornudo o no. Cada uno con su vida, la política es otra cosa.

Por cierto mi mujer me preguntaba en privado que por favor le diera un ejemplo de insulto que yo le gritaría a la comunicadora de los miércoles (entre nosotros, que no lo escribiera), pero, no pude, solo dije que yo le gritaría: Menos mal que Marianela no escribe sus artículos en papel lija. Pero no entendió, menos mal.

 

@RojasyArenas

¡SUSCRÍBETE! La información de alto valor estratégico es una inversión para lectores inteligentes…

Tags: , , , , , ,

advert
Peliculas Gratis Directorio web Gratis Musica online gratis