CRISIS|Obstáculos al turismo | Verdades y Rumores | Diario Digital
10 de Abril de 2016

CRISIS|Obstáculos al turismo

El Gobierno espera que el turismo aporte ingresos adicionales en divisas a la nación, pero las condiciones del país han provocado la caída de 55% de los paquetes hacia Venezuela.

El presidente Nicolás Maduro anunció el 1 de febrero de este año la puesta en funcionamiento de los denominados “13 motores productivos” como parte de la Agenda Económica Bolivariana para reactivar el aparato productivo. Del total de esos ejes, uno de ellos busca generar ingresos adicionales para la nación mediante las actividades turísticas y recreacionales que ofrecen los 916 mil 445 km² que conforman el territorio venezolano. Sin embargo, la escasez de alimentos, las fallas en la generación de energía eléctrica, la interrupción en el servicio del agua, el control cambiario y los altos índices de inseguridad se perfilan como trabas para  cumplir con esta meta.

Planificación turística

La actual ministra para el Turismo, Marleny Contreras, lleva casi 11 meses al frente de esa cartera del poder Ejecutivo. Durante el primer trimestre del año 2016, el ministerio ha realizado una serie de mesas de trabajo en todos los estados del país para involucrar al sector público y privado en la generación de propuestas que optimicen el funcionamiento del sector. Según Contreras, el turismo podría cambiar el modelo económico. “Estoy convencida de que llegó la hora del turismo. El turismo es el petróleo para Venezuela”, aseveró en una reunión oficiada en Paraguaná, estado Falcón.

La también presidenta de Venetur e Inatur manifestó -el 25 de enero de este año- durante el desarrollo de otras mesas de trabajo con representantes privados del sector que el financiamiento de los proyectos turísticos nacionales contará con capital nacional. “Tenemos varias propuestas y queremos estimular la inversión nacional con recursos propios, hay muchos venezolanos que pueden aportar con sus recursos”, señaló.

Contreras también destacó que existen cadenas internacionales interesadas en invertir en el sector pero no especificó cuáles son. “No puedo decir cuáles son porque estamos evaluando cuál es el plan de inversión y cuál es la contraparte; qué ofrecen ellos y qué podemos ofrecer nosotros. Están dispuestos a invertir con sus recursos y nosotros poner nuestro potencial que sin entregar un solo centímetro de nuestra tierra”, apuntó.

Por su parte, El vicepresidente de Conseturismo, Rafael Guerra, asegura que el sector puede proporcionar al país ingresos adicionales y sustanciales, pero solo si se planifican meticulosamente las políticas públicas. Agrega que la experiencia de los prestadores de servicios turísticos es la clave para desarrollar estrategias efectivas y duraderas en el tiempo.

“Durante esta gestión de la ministra Marleny Contreras la verdad no ha habido, a diferencia de otros periodos, una vinculación muy fluida entre los representantes de prestadores de servicios turísticos y el Gobierno a propósito de ese tema, el tema de la elaboración de las políticas públicas”, comenta Guerra quien considera que los resultados de las mesas de trabajo realizadas por el ministerio de Turismo “no toman en cuenta” los aportes del sector privado.

Guerra también opina que la cartera de turismo del país debería mantener informado sobre los proyectos que se desarrollan en el sector. Manifiesta que al conocerse esos datos, los prestadores de servicio turísticos podrían orientar sobre cómo mejorarlos.

Marca país

El Ejecutivo Nacional presentó en diciembre de 2015 la marca país denominada “Venezuela”, una de las diez campañas que ha desarrollado en menos de diez años el gobierno. Marleny Contreras explicó que la meta del ministerio es posicionar a la nación como un país “multidestino”. Comentó que planifican desarrollar el turismo de deporte y aventura pues considera que el país “está preparado para eso”.

“Lo que queremos el día de hoy es unir todos los esfuerzos del sector turismo para incentivar la inversión nacional e internacional.  El turismo permite obtener nuevas divisas. El turismo además de ser un generador de empleo, es un generador de bienestar y felicidad”, señaló.

El vicepresidente de Conseturismo asevera que las políticas para fomentar el turismo receptivo deben estar apalancadas por un estudio previo que detecte cuál es la imagen más atractiva para los diferentes nichos internacionales. Rafael Guerra explica que en las ferias turísticas lo importante es estrechar relaciones con las aerolíneas, mayoristas de agencias de viajes y los cruceros porque son los que mueven entre 50 % y 65 % del turismo internacional.

De acuerdo con el índice bienestar social 2015, Venezuela ocupa el puesto 131 en seguridad personal. Esto, sumado a que la tasa de homicidios al cierre del año 2015 se ubicó en 90 por cada 100 mil habitantes, incide negativamente en el atractivo que puede ofrecer Venezuela para desarrollar la actividad turística. Rafael Guerra afirma que no es suficiente decir que Venezuela es un país seguro, sino que realmente lo sea.

“No es que haya una guerra internacional para mentir sobre la seguridad en Venezuela, todas las semanas vemos como roban, secuestran o matan a alguien. La gente no va a ir a un país que no tiene las condiciones mínimas de seguridad. La gente no va a ir un lugar donde la seguridad suya y de su familia está en riesgo”, puntualiza.

Oportunidad costera

Venezuela es el país de la región suramericana con mayor litoral en el Caribe. Sin embargo, es una oportunidad que hasta la fecha no se ha aprovechado completamente para fomentar el turismo en esas zonas. El vicepresidente de Conseturismo opina que los cruceros ofrecen una excelente oportunidad para obtener ingresos en divisas al país por la cantidad de extranjeros que movilizan en poco tiempo. Considera que lo primero que se debería desarrollar son las infraestructuras de puertos de aguas profundas en las costas nacionales.

“Es una oportunidad que no hemos aprovechado, por lo menos para este segmento tan importante, sobre todo por las aguas cálidas y el comportamiento de la ubicación estratégica que ofrece Venezuela. Como las islas del oriente del país que hace un clima atractivo, eso no es suficiente, que existan las condiciones solo no es suficiente, se necesitan las políticas para desarrollar esos puertos”, aclara Guerra.

El puerto de El Guamache en el estado Nueva Esparta actualmente solo permite que un solo barco atraque pues la infraestructura no está diseñada para que varios desembarquen simultáneamente. Esto supondría una inversión a largo plazo que garantizaría ingresos de divisa gracias a la llegada de cruceros en las costas del país. Guerra  recomienda que en paralelo se actualice la flota de transporte terrestre turístico para hacer más atractivo y seguro la oferta.

Servicios deficientes

El ahorro energético se convirtió en una política gubernamental obligatoria para casi todos los sectores del país. En el turismo, los hoteles con un consumo superior a 100 Kva ahora se ven obligados a autogenerar por nueve horas su propia electricidad.

El vocero de Conseturismo, Rafael Guerra, afirma que el principal problema para acatar esta resolución radica en que la compra de los equipos, así como sus repuestos, es en dólares, moneda que escasea en el país tras la caída de los ingresos petroleros. Agrega que el aumento de la frecuencia de uso reduce la vida útil de estos artefactos y puntualiza que la mayoría de las cadenas hoteleras solo usa los generadores de electricidad en emergencias.

Según el presidente de la Asociación Venezolana de Mayoristas y Empresas de Representación del Turismo (Avemarep), Julio Arnaldes, el principal problema para prestar un servicio de calidad es la falta de agua.

“Para los operadores turísticos internacionales que les diga que tienes restricción en el servicio del agua, eso es inentendible (sic) para ellos. Es un tema muy grave y no queda más que advertir la carencia que tienes en relación al servicio del agua. Todos sabemos la situación de los servicios públicos, nadie quiere venir al país a pasar trabajo por el tema eléctrico o el agua”, expresa Arnaldes.

Avemarep asegura que la infraestructura hotelera del sector privado se ha beneficiado a través de los créditos otorgados por Mintur. No obstante, Julio Arnaldes destaca que los servicios complementarios como los aeropuertos o los sistemas de transporte opacan la calidad de servicio que se pueda brindar. “En Venezuela tenemos más de seis o siete aeropuertos internacionales que no tienen aire acondicionado, que la gente no cabe dentro del aeropuerto y tienen que hacer cola en la calle. Hasta que no se mejore esa infraestructura, solo vamos a traer el número de turistas que nos permite poder, entre comillas, manejar.”, argumenta.

El vicepresidente de Conseturismo advierte que otros requerimientos del sector son ascensores, material y equipos para cocinas y aires acondicionados. “Lencería, toallas, los alimentos y bebidas, muchos de los operadores turísticos nos dicen están carísimos o no se consiguen. En hoteles y posadas hay que comprarlos al precio que sea. Un turista internacional no puede entender que no haya arepa o caraota y el prestador de servicio debe comprarlo al precio que sea y eso eleva los costos operativos”, puntualiza Guerra.

Según cifras de Avemarep, “en los últimos años” la venta de paquetes turísticos hacia Venezuela ha caído en 55%. Los representantes del sector consideran que de tomarse las medidas propuestas para mejorar el sector, los resultados se materializarían en 2017 y no en este año en curso. Además, estiman que con “pequeños cambios” en las políticas y en las garantías de la prestación del servicio turístico el sector podría “producir montones de dólares para el país”.

“Es muy difícil que al tomar medidas en abril 2016 tengamos resultados este año, las corrientes turísticas se planifican y no trabajan improvisadamente”, reflexiona Rafael Guerra.

Oswaldo J. Avendaño|El Universal

Icono Area Privada 170

¡SUSCRÍBETE! Un efectivo tratamiento contra la incertidumbre informativa en Venezuela…

Tags: , , , , , ,

advert
Peliculas Gratis Directorio web Gratis Musica online gratis